Sarampión

¿QUÉ ES?


Enfermedad exantemática producida por un virus específico; el virus del sarampión, primo lejano del de la gripe.
Ha sido, hasta la aparición de la vacuna, una de las infecciones más frecuentes de la humanidad.
Es más frecuente en niños, aunque puede atacar a cualquier persona que no esté inmunizada.
Pese a la existencia de una vacuna eficaz, sigue representando un problema sanitario importante.

CAUSAS

Infección por el virus del sarampión.
El huesped natural del mismo es el hombre, transmitiéndose desde las secrecciones orales a través del aire.
El período contagioso va desde unos cinco días antes de aparecer la erupción hasta unos cinco días después de hacerlo.
El virus es muy contagioso, y la infección asintomática es muy rara.

SINTOMAS

Tras la infección hay un período sin síntomas (período prodrómico), de entre 8 a 12 días.
La enfermedad debuta con:
Malestar general,
Irritabilidad,
Fiebre (de hasta 40ºC),
Conjuntivitis y fotofobia intensas,
Ataques de tos seca,
Rinorrea.

La mayoría de los síntomas prodrómicos desaparecen en uno a dos días tras la aparición de la erupción (la tos puede durar más).
Entre 1 a 2 días antes de la aparición de la erupción aparecen las "Manchas de Koplik", lesiones pequeñas, irregulares, con borde rojo y centro blanco o azulado en la mucosa de la boca, que son patognómicas de la enfermedad.
Tras un lapso de 3 a 4 días (entre 1 a 8), aparece la erupción:
Maculo-papular (combinación de máculas, manchas planas, y pápulas, lesiones sobreelevadas).
Comienza en la frente y va descendiendo hasta los pìes, que alcanza sobre el tercer día.
La intensidad es mayor de arriba a abajo, pudiendo confluir las lesiones en cara y espalda.
Las lesiones desaparecen a los tres días de aparecer, por el mismo orden en que aparecieron.
Puede producirse una descamación furfurácea (fina, como de caspa).

FACTORES DE RIESGO

Es una infección tan extendida que cualquiera la puede contraer.
Antes de las campañas de vacunación, presentaba un patrón estacional, siendo más frecuentes los brotes en primavera.
Los adultos y las personas vacunadas con una vacuna antigüa de virus muertos pueden sufrir complicaciones más graves.
Las personas desnutridas, con deficiencias de Vitamina A, pueden sufrir una enfermedad más grave, con riesgo de ceguera.

PREVENCION

La vacunación, actualmente incluída en la "triple vírica" (Sarampión, Paperas y Rubeola) es muy eficaz, protegiendo durante veinte años, y probablemente de por vida.
Incluso administrada en los tres primeros días tras el contagio puede abortar la enfermedad.
Una vacuna más antigüa, de virus muertos (distribuida en América entre 1.963 y 1.970, en Europa menos), no sólo no protege adecuadamente contra la enfermedad, si no que, además, se ha relacionado con una infección más grave; el Sarampión atípico, por lo que las personas que la recibieron deberían revacunarse con la "triple vírica".

DIAGNOSTICO Y TRATAMIENTO

DIAGNÓSTICO:
El diagnóstico se realiza por la clínica, siendo la aparición, en el marco de un "catarro" de las manchas de Koplik diagnóstica. En algunos casos dudosos, y para valorar el estado inmunológico de los pacientes en los brotes epidémicos, se pueden realizar pruebas analíticas.

TRATAMIENTO:
El sarampión típico no precisa tratamiento.
Dado que la enfermedad es contagiosa desde antes de aparecer los primeros síntomas, la vacunación preventiva de los contactos habituales del paciente no tiene sentido, salvo que sean personas que acaban de ponerse en contacto con ellos y se vacunan en menos de tres días.

Medidas generales
No se recomienda ninguna en especial.

Medicación
El médico puede prescribirle medicamentos para el alivio sintomático de la fiebre y la tos, como paracetamol o ácido acetil salicílico, y codeína o dextrometorfano respectivamente.

Actividad
No hay restricciones especiales.

Dieta
No se requiere ninguna en especial.
Si la fiebre es alta, aumente la ingesta de líquidos; agua y zumos de fruta.

Avise a su medico si
Fue vacunado en los años sesenta y desarrolla el sarampión.

POSIBLES COMPLICACIONES

En adultos y personas vacunadas con la vacuna de virus muertos, el sarampión puede provocar una enfermedad atípica, con una erupción más severa y de distribución distinta, y afectación pulmonar.
En personas inmunodeprimidas, la enfermedad puede ser severa.
En las personas desnutridas con carencia de vitamina A puede provocar ceguera y aumento de la mortalidad a medio plazo.

PRONOSTICO

Excelente en los casos típicos.


SIDA

¿QUÉ ES?

S.I.D.A. son las siglas de SÍNDROME DE INMUNODEFICIENCIA ADQUIRIDA: una infección por virus que causa un fallo total del sistema inmunológico del cuerpo.
Debido a este virus, el sistema inmunológico (que incluye los linfocitos de la sangre, la médula espinal, el hígado y las glándulas linfáticas) no puede producir anticuerpos que protejan el organismo contra las infecciones y el cáncer.
El virus que lo provoca es el Virus de Inmunodeficiencia Humana o VIH (también HIV; del inglés), del que hay dos tipos principales, 1 y 2, y multitud de variantes.
En la actualidad se calcula que 30-40 millones de personas están infectadas en todo el mundo.
Es la causa más común de muerte en el mundo occidental en hombres de 25 a 44 años.

CAUSAS

Infección del virus VIH transmitida por:

Relaciones sexuales sin protección.
Uso de agujas o inyecciones contaminadas.
Contacto con sangre o derivados contaminada.
Transmisión madre-hijo.
El SIDA no se transmite por contacto casual (darse la mano, un beso, etc.). Es necesario un contacto íntimo ó un contacto con fluidos contaminados (suero, sangre, etc.).
La persona portadora de virus VIH NO ES UN RIESGO PARA LA POBLACIÓN GENERAL.

SINTOMAS

La infección inicial puede no producir síntomas, o un cuadro como la gripe, que dura una semana y no se suele relacionar con la enfermedad.
Después pasa un período de unos meses en el que no hay síntoma alguno, y las pruebas para detectar la infección son negativas, ya que tardan unos meses en hacerse positivas, no pudiéndose asegurar su resultado hasta unos seis meses después del contacto sospechoso.

En la siguiente fase, de infección primaria, ya se han positivado las pruebas analíticas, detectándose los anticuerpos en la sangre.

La tercera fase es una fase más o menos inactiva y prolongada.
El paciente se encuentra bien, pero ya tiene la infección, que va avanzando inexorablemente.
En este estadio, la medicación es efectiva para reducir la carga vírica y retrasar la aparición del SIDA.

Fases cuarta y quinta: son el comienzo del SIDA. Las defensas inmunológicas están ya demasiado debilitadas para proteger al organismo.
El virus ataca también a las células nerviosas y aparecen:

Fatiga, pérdida de peso, infecciones recurrentes (respiratorias, del aparato digestivo, de la piel, etc.), que responden mal o no responden a los tratamientos convencionales.
Fiebre, ganglios linfáticos inflamados, aumento del tamaño del bazo, diarrea, úlceras bucales e infecciones oportunistas por agentes (virus, bacterias u hongos) que no suelen provocar enfermedades en las personas sanas.

FACTORES DE RIESGO

Múltiples parejas masculinas homosexuales.
Múltiples parejas heterosexuales.
Exposición de los trabajadores de hospital, auxiliares de laboratorio a sangre y otros fluídos de pacientes de VIH.
Pinchazos con una agujas infectadas.
Niños nacidos de madre VIH positiva.
Drogadicción intravenosa.
Transfusiones antes de 1985, cuando se establecieron las pruebas para descartarlo en los bancos de sangre.

PREVENCION

Evitar contacto sexual con personas afectadas, o conocidos consumidores de droga intravenosa.
La actividad sexual deberá restringirse a parejas de conocida historia sexual.
Usar condones para la penetración vaginal y anal.
Evitar las relaciones sexuales cuando se tengan heridas o infecciones en las partes pudendas (pene, vagina e introito vaginal).
Evitar autoadministración intravenosa de drogas.
No compartir jeringas. No utilizar jeringas sin esterilizar.
Evitar transfusiones de sangre no certificada.

DIAGNOSTICO Y TRATAMIENTO

Las pruebas analíticas pueden no dar positivas hasta 6 meses después del contacto.
El diagnóstico precoz es muy recomendable.

Medidas Generales
Evitar exponerse a infecciones.
Evitar conductas de riesgo para los demás.
Tratamiento psicoterápico o consejo médico para evitar la depresión producida por padecer la enfermedad.
Contactar de inmediato a los grupos de ayuda del SIDA.
Tratar cualquier infección o complicación.
Hospitalizar si hay complicaciones serias.

Medicación
Hasta el momento la infección no tiene cura, pero sí hay control del mismo y medicación que evita que progrese la enfermedad.
Los tratamientos actuales, que combinan tres o más medicamentos antivíricos, como zidovudina, inhibidores de la proteasa e inhibidores no nucleósidos de la transcriptasa inversa consiguen detener o ralentizar la progresión de la enfermedad.

Actividad
Debe hacerse ejercicio diariamente.

Dieta
Mantener una alimentación óptima.
Evitar leche no pasteurizada o alimentos potencialmente contaminados.

POSIBLES COMPLICACIONES

Infecciones graves en sistemas orgánicos por gérmenes oportunistas: Neumocistitis, Toxoplasmosis, Citomegalovirus, Candida albicans, Tuberculosis, etc. son las más comunes.
El cáncer de piel (Sarcoma de Karposi) y los linfomas (cáncer de las células linfáticas) son frecuentes.
También la encefalopatía y la meningitis por el VIH.

PRONOSTICO

Es una enfermedad incurable. Sin embargo los síntomas pueden ser reducidos y la enfermedad puede que no se desarrolle con la medicación adecuada, en 5 a 15 años, después de dar positivo el virus VIH.
Hay un grupo de población (los progresores lentos), que por una deficiencia congénita son resistentes a la infección, no desarrollándola o evolucionando muy lentamente.
Una vez que aparece el SIDA, el tiempo medio de supervivencia es de dos años y medio; aunque los nuevos tratamientos mejoran año tras año esta estadística.


Sífilis

¿QUÉ ES?

Enfermedad crónica de transmisión sexual provocada por el Treponema Pallidum, una espiroqueta, con una historia natural compleja que pasa por tres fases.
Tras la aparición de la Penicilina, muy eficaz para su tratamiento, disminuyó su presencia en el mundo occidental, pero volvió a resurgir con la aparición de subpoblaciones marginadas y cambios en los hábitos sexuales. Actualmente en el mundo occidental ha vuelto a reducirse su incidencia por el temor al SIDA (la prevención es similar en ambos casos).
Es más frecuente en los grupos de entre 15 y 34 años.

CAUSAS

Infección a través de las mucosas oral, genital o anal por el Treponema Pallidum.
Es un organismo muy contagioso, habiéndose establecido experimentalmente que la cantidad de espiroquetas necesaria para infectar al 50 % de las personas es de sólo 57.

SINTOMAS

La sífilis clásica presenta cuatro fases bien distinguibles:

Lesión primaria o Chancro (duro).
Sífilis secundaria o Mucocutánea.
Fase de latencia.
Sífilis terciaria o de secuelas.
Lesión primaria (chancro):
Aunque tras la infección el T. Pallidum se disemina rápidamente por todo el organismo, los primeros síntomas, locales, no aparecen hasta pasadas unas tres semanas (contra mayor cantidad de organismos inoculados, más rápido) y consisten en:

Pápula (elevación de la piel) en la zona de inoculación (en varones heterosexuales lo más frecuente es en el pene, en los homosexuales en boca o ano);
en las mujeres en cérvix y labios menores), que se convierte rapidamente en una úlcera indolora de bordes de consistencia típicamente dura, como el cartílago de la oreja.
No son raras las lesiones iniciales atípicas, sin ulceración.
Tras una semana, aproximadamente, desde la aparición del chancro, se desarrollan adenopatías (tumefacción de los gánglios linfáticos regionales; inguinales o en el cuello).
El chancro cura habitualmente en unas seis semanas, pero las adenopatías duran mucho más; hasta meses.

Sífilis secundaria:
Aún antes de la desaparición del chancro, pero a veces tras la misma, aparecen las lesiones de la sífilis secundaria:

Lesiones mucocutáneas (sifílides), localizadas o generalizadas (pueden afectar a las palmas, plantas, cara y cuero cabelludo).
Máculas (manchas) rosadas de entre 0,5 a 1 cm.,
Pápulas (bultos en la piel) más adelante, rojizas, de similar tamaño, incluso
Ulceras, usualmente coexisten varias de estas formas, y a veces son difíciles de distinguir.
En las zonas húmedas se erosionan formando los condilomas latos; muy contagiosos.
Adenopatias generalizadas.
Otros síntomas frecuentes son:
Dolor de garganta,
Fiebre,
Malestar general y
Dolor de cabeza.
La sífilis secundaria evoluciona.
FACTORES DE RIESGO

Relaciones sexuales comerciales,
Promiscuidad sexual.

PREVENCION

Evitar las relaciones de riesgo.
Protección mediante preservativo en las relaciones dudosas.

DIAGNOSTICO Y TRATAMIENTO

DIAGNÓSTICO:
El diagnóstico precóz precisa de la demostración del Treponema en las lesiones primarias.
Tras un período variable, se positivizan las pruebas en la sangre, de las que las más frecuentemente empleadas son el VDRL y el RPR, que son indirectas y deben validarse mediante pruebas directas.

TRATAMIENTO:
EL TRATAMIENTO ES NECESARIAMENTE MEDICO, MEDIANTE LA ADMINISTRACION DE PENICILINA A LAS DOSIS ADECUADAS. En los pacientes alérgicos a la penicilina las tetraciclinas y macrólidos son útiles, pero no otros antibióticos.

POSIBLES COMPLICACIONES

Como se desprende de la clínica, la sífilis puede provocar gran número de complicaciones nerviosas, oculares, vasculares, cutáneas y digestivas.

PRONOSTICO

La sífilis tratada rápidamente cura sin dejar secuelas, aunque puede volver a ser contagiada.


Sindrome nefrotico

¿QUÉ ES?

Una forma de afección crónica del riñón que puede comenzar en la infancia. El síndrome nefrótico se caracteriza por la pérdida de proteínas en la orina, inflamaciones de la piel y órganos, y baja proteína y alto colesterol en la sangre.
Los quistes ováricos no suelen ser cancerosos.
Niños de cualquier edad y adultos. Afecta más a chicos que a chicas.

CAUSAS

Desconocidas.
Pueden ser primarias (desconocidas) o resultado de complicaciones por otros problemas que afecten a la función renal, como diabetes, lupus eritematoso sistémico, glomerulonefritis, afecciones autoinmunes, enfermedad del suero y un número de afecciones alérgicas graves; coágulos en el riñón, infecciones, especialmente de la piel, enfermedades cardiacas congénitas, o ciertas medicaciones.

SINTOMAS

Historial familiar de síndrome nefrótico (sólo la forma primaria).
Lo que sigue puede reactivar algunos casos infantiles:

Embarazo.
Exposición a toxinas químicas.
Fallo cardíaco congestivo.
Linfoma.

FACTORES DE RIESGO

Historial familiar de síndrome nefrótico (sólo la forma primaria).
Lo que sigue puede reactivar algunos casos infantiles:

Embarazo.
Exposición a toxinas químicas.
Fallo cardíaco congestivo.
Linfoma.

PREVENCION

Visite a su médico si tiene cualquiera de las causas descritas, especialmente infecciones de garganta o piel.
Tratamiento médico.

Llamar al doctor si tiene síntomas de nefritis o si ocurre lo siguiente durante el tratamiento:

Fuertes dolores de cabeza.
Convulsiones.
Cansancio extremo.
Síntomas de infección como pupas, tos o quemazón al orinar.
Imposibilidad para pasar un cuarto de orina en 24 horas.
Aumento de la retención de líquidos.
Vómitos, diarrea, náuseas.

DIAGNOSTICO Y TRATAMIENTO

Precauciones sanitarias
Perforación del quiste o retorcimiento del tallo del quiste.
Esto exige cirugía inmediata.
Obstrucción urinaria.
Aumento del riesgo de cáncer de ovario.

Diagnostico
Observación de los síntomas.
Historial y reconocimiento físico por un médico.
Pruebas, como urinálisis y análisis de sangre para proteínas y colesterol.
Biopsia del riñón.

Medidas generales
Durante la fase aguda:

Anote su temperatura mañana y tarde.
Recoja su orina cada 24 horas y anote las cantidades.
Anote también todos los líquidos ingeridos. El médico mandará analizar muestras de la orina.

Medicación
Su médico le puede recetar:

Cortisona o medicación inmunosupresora para reducir la inflamación del riñón.
Diuréticos, para reducir la retención de líquidos.
Antibióticos para controlar la infección.
Actividad
Guarde cama (vaya sólo al cuarto de baño) hasta que el edema (retención de líquidos) mejore.
Cuando la inflamación se reduzca, practique una actividad moderada, hasta donde sus fuerzas le permitan.

Dieta
Sin sal.
Evite los alimentos preparados que contienen sal.
Tome más proteínas de lo normal, como pescado, carne, huevos y quesos con poca sal.
Pregunte a su médico si debe reducir la ingestión de líquidos.
Con esta enfermedad se aconseja seguir la siguientes dietas:

Dieta hiperproteica e hiposódica

POSIBLES COMPLICACIONES

Afección renal parecida a la glomerulonefritis crónica.
Fallo renal.
Aumento de la susceptibilidad a infecciones.

PRONOSTICO

El síndrome nefrótico no se puede curar ni prevenir. Sin embargo, medicación y dieta pueden controlar la hinchazón y, en muchos niños, corregir las anormalidades de los riñones.
Aunque los síntomas suelen desaparecer en 2 semanas con tratamiento, se debe prolongar la medicación de 6 a 8 semanas. El síndrome nefróticose puede atajar con tratamiento, pero las recaídas son frecuentes y se deberá repetir el tratamiento. Si aparece un fallo renal, la diálisis o el trasplante de riñón pueden alargar la vida.


Sjögren, Síndrome de

¿QUÉ ES?

Enfermedad autoinmune, relacionada con los reumatismos, en la que las glándulas secretoras lacrimales y salivares se ven afectadas, disminuyendo su producción.
Diez veces más frecuente en mujeres que en hombres.
Ocurre en el 10 a 15 % de pacientes de artritis reumatoide.
Cerca de la mitad de los afectados presentan artritis reumatoide.

CAUSAS

Una reacción de las defensas contra componentes del propio organismo, como en el resto de enfermedades reumáticas, en este caso las glándulas secretoras de lágrimas y saliva.
La causa última de este autoataque es desconocida.

SINTOMAS

Los síntomas definitorios son:

Xeroftalmia o queratoconjuntivitis sicca; sequedad de los ojos por ausencia de lágrimas.
Esta produce sensación de quemazón y de cuerpo extraño,
picor,
enturbiamiento de la visión,
legañas y
enrojecimiento conjuntival.
Xerostomía, o sequedad de la boca, por espesamiento y falta de saliva.
Provoca dificultades para tragar alimentos sólidos,
pérdida del sentido del gusto,
caries generalizadas y rápidamente progresivas,
lengua enrojecida y lisa,
pueden aparecer rágades (grietas en los ángulos de la boca).
Artritis, inflamación de las articulaciones, crónica, indistinguible de la artritis reumatoide, afecta inicialmente a las pequeñas articulaciones de las manos de forma simétrica, posteriormente puede afectar a cualquier articulación.

La sequedad puede afectar a otras mucosas como las respiratoria o vaginal, e incluso a la piel.
Pueden aparecer otros síntomas relacionados con la autoinmunidad que provoca la enfermedad.
Puede asociarse, aunque infrecuentemente, a otras enfermedades reumáticas, como el lupus eritematoso sistémico, polimiositis, esclerodermia, etc.
Puede producirse una proliferación de linfocitos (células blancas de la sangre especializadas en la defensa) que recuerda a un cáncer de sangre, sin llegar a serlo.

FACTORES DE RIESGO

Sexo femenino.
Antecedentes familiares de enfermedades reumáticas.

PREVENCION

No se conoce.

DIAGNOSTICO Y TRATAMIENTO

El diagnóstico se produce cuando están presentes dos de los tres síntomas clásicos (Xeroftálmia, Xerostomía y Artritis).
Para determinar la ausencia de lacrimación, se realiza la prueba de Schirmer, poniendo un papel secante colgando del párpado inferior.
Se realizarán análisis de sangre, y radiografías de las articulaciones afectadas.
A veces será preciso realizar biopsias de las glándulas afectadas.

Medidas Generales
Lágrimas artificiales para proteger los ojos.
Se pueden emplear enjuagues de gelatinas o glicerina para aliviar la sequedad de la boca.
Cuidados dentales contínuos.
Calor local en las articulaciones afectadas.
Ayudas para sobrevenir las deformidades articulares (ojaleras para pasar los botones, pinzas de mango largo para coger objetos del suelo, bastones,...).

Medicación
Para la artritis se emplearán los medicamentos habituales; antiinflamatorios no esteroideos y tandas cortas de corticoides si es preciso.
No hay tratamiento para la afectación glandular, ya que los corticoides reducen la inflamación, pero no recuperan la secrección.
La irradiación local de las glándulas inflamadas está contraindicada.

Actividad
Procurarán mantener una vida lo más activa posible, ejercitando las articulaciones afectadas por la artrosis lo más posible, para retrasar su deformación.

POSIBLES COMPLICACIONES

Pueden aparecer problemas en la coagulación sanguínea.
Puede afectar a los vasos sanguíneos.
Pueden aparecer cánceres linfáticos.

PRONOSTICO

Incurable.
Los cuidados adecuados pueden retrasar la incapacidad relacionada con esta enfermedad.